RADIO INAH

jueves, 18 de mayo de 2017

Leopoldo Valiñas: La Evolución del Lenguaje. 2ª parte




Texto de Lepoldo Valiñas.

El lenguaje es como un ente vivo que evoluciona de acuerdo con las necesidades de sus hablantes. Algunas palabras desaparecen, otras cambian su significado y muchas más se incorporan.
Casi todos creemos que el español —a diferencia de los demás idiomas— es una lengua de larga tradición y largo futuro; una lengua que existirá para casi siempre —hasta el posfuturo, como diría un autodenominado especialista.

Eso es cierto... pero sólo en el mundo feliz en donde nada pasa, todo queda y existe ese posfuturo.

En la realidad —la del mundo real— ninguna lengua es excepcional. Todas son, en términos generales, muy iguales. Ningún idioma está exento de evolucionar; ninguno está libre de perder palabras, de adquirir nuevas o de cambiarles su significado.
Toda lengua depende de sus hablantes porque ellos son los que deciden usar o ya no usar ciertas palabras, darles otros significados o adoptar nuevos términos.


Como las lenguas también sirven para nombrar la realidad, estructurarla y hacerla conocible, si la realidad cambia, las palabras harán lo mismo; la acompañarán en su evolución. Hay un lazo entre las palabras y la existencia cultural de los objetos, hechos y cualidades. Esa existencia determina la vida misma de las palabras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario